Propiedad

Propiedad

Así como el rico manda al pobre, 
el que pide prestado es siervo del que presta.

Cuántas veces hemos oído el siguiente deseo: “Quiero tener mi propio negocio para ser mi propio jefe”.  Después de que la gente inicia un negocio si desea tener éxito, debe darse cuenta de que realmente no son sus jefes.  El problema de tener algo no es de independencia, sino de saber manejar el compromiso que la propiedad genera.

Por ejemplo, cuando en los negocios hay independencia, también hay que responder a varios niveles de compromiso:

a) El gobierno regula nuestros negocios y muy pronto establece sus pautas.  Si trabajamos arduamente y nos va bien, el gobierno estará vigilando, aún más de cerca, imponiendo restricciones.  Si el gobierno funciona de manera apropiada, regula a la sociedad.  Disponer de un ambiente sin normas propicias para los negocios, trae actividades no reguladas; es decir, corrupción.  Aunque a veces no nos gusta el jefe y la forma como éste actúa, es muy importante tener un gobierno válido. Nos ayuda a lograr el éxito.

b) El cliente dicta lo que debemos hacer y cómo servirle.  Se asegura que lo hagamos siempre con una sonrisa.

c) El banco o el inversionista.  Algunas personas creen que no debiéramos tomar dinero prestado y tiene diferentes conceptos sobre este asunto, pero solicitar dinero prestado para invertirlo en negocios, es realmente una forma inteligente de hacer negocios.  Podemos hacer algo más rápidamente, con mayor velocidad y mejor, si podemos tomar dinero en calidad de préstamo. Pero hemos de ser cuidadosos porque si no respetamos al inversionista, realmente terminamos lastimados.  Debemos mantener buenas relaciones con los prestamistas porque de otra forma no vuelven a facilitarnos dinero.  Debemos pagar a tiempo y mostrarnos amigables con ellos.

d) Los empleados.  Ellos determinan en gran manera nuestro fracaso o éxito.  Debemos tratarlos bien, saberlos estimular, sancionarlos cuando corresponde o simplemente no los tendremos con nosotros.

En igual sentido, cualquier tipo de propiedad genera compromisos que hacen que tengamos en cuenta la dimensión exacta de lo que significa poseer algo, pues si bien es un derecho, también representa deberes legales, sociales y, por supuesto, morales.

BENEFICIOS

La propiedad contiene diversos beneficios, entre otros están:

  • La propiedad es gratificante, es una parte de la naturaleza humana. Tenemos necesidades que satisfacer y es por esta razón el concepto de compromiso.  En realidad, todos somos servidores.
  • Descubrir que la propiedad va más allá.  Aprender a servir a la gente, a generar utilidad para otros, a disponer de nuestras cosas con un sentido de compromiso.  En realidad, todos somos servidores.
  • Es una forma de crecimiento personal.  La actividad comercial o de negocios se vuelve un proceso de aprendizaje; una experiencia.  Usualmente las personas de negocios se vuelven líderes, en razón de que en los negocios se empieza el camino hacia la propiedad, lo cual forza el crecimiento, implica manejar ciertos asuntos para sobrevivir y así crecemos de manera más rápida, recibimos enseñanzas y aprendemos algo valioso para el resto de nuestra vida.
  • Llegar a ser propietarios.  La propiedad tiene tantas cosas que ofrecemos, hay tantas lecciones de aprendizaje y de enseñanza que en algún momento de la vida, todos debemos llegar a ser propietarios.
  • En el caso de los negocios, es un llamado.  No todo el mundo está hecho para los negocios. No puede ser temporal porque la actividad comercial implica cierta responsabilidad.

INGREDIENTES

En el carácter de las personas que poseen propiedades y que reconocen sus implicaciones, encontramos comportamientos como:

    • No temen a los problemas, ni temen trabajar, se muestran dispuestos a correr riesgos.  Los propietarios consideran que tienen talento para incrementar la valía del don que se les otorgó
  • Son creadores.  Algunas personas dicen: “Vinimos a este mundo desnudos y desnudos lo abandonaremos”.  Ello es totalmente cierto, pero la verdad es que entre estos dos eventos, creamos.  Hay que tomar de la creación original para multiplicar los bienes o para hacer que algo se vuelva de nuestra propiedad.  Podemos legar nuestra propiedad y su sentido de compromiso a otros.
  • Son generadores de riqueza y prosperidad.  Esto hace de la propiedad una realidad gratificante.  El rey Salomón escogió la sabiduría para gobernar.  Él quería mandar bien.  A medida que se tornó sabio, obtuvo riquezas, honor y fama.  Fue un hombre próspero.

PASOS A SEGUIR

Los pasos que nos conducen a la propiedad, exigen responsabilidades:

  • No siempre es fácil.  Si usted posee propiedades, debe ganar incentivos para administrarlas bien.  Debe cuidarlas y prosperarlas.
  • Servicio mutuo.  Su propiedad es un medio para servir.  Los negocios son para generar empleo y riqueza.  Las cosas deben ser administradas para que den fruto.  Por ejemplo, al crear empleos y competir con otros, necesitamos establecer campos y jurisdicciones.  Siempre hemos de considerar a nuestros semejantes porque ellos también desean liderar.
  • Los mejores ganarán porque son los más creativos, los más respetados.  Si usted posee propiedades de cualquier índole, debe orientarse a ser el mejor.
  • No sea avaro ni ambicioso.  Sea generoso.  La responsabilidad de observar cómo puede hacer funcionar las cosas para fructificar su propiedad, lo puede llevar a pensar que los demás no sirven.  En realidad, hay campo para todo el mundo.  De aquí que la propiedad también implica generosidad con otros.

La propiedad ofrece muchas cosas buenas, si estamos dispuestos a pagar su precio.  Tenemos el instinto de mandar o conquistar. El hombre fue hecho para crear y administrar propiedades, para hacerlas fructificar. Para dar lo mejor de sí.

Recuerde que la Aplicación correcta de los principios, los convierte en hábitos; a su vez, los hábitos correctos le añaden valor a su carácter. Todo lo que eleva el sentido moral, tiende a ser protegido, preservado y empleado para bien.

REFLEXIONE Y RESPONDA

Todos somos propietarios de algo  ¿Explique por qué valora la cosas que posee?

La vida no se considera completa sin la existencia de la propiedad ¿Explique por qué?

 

Auto-evaluación:

Vuelva a leer el principio ¿Qué tan bien aplica usted este principio en su vida?

Evalúese de 1 a 10 en moderación: (1) – (2) – (3) – (4) – (5) – (6) – (7) – (8) – (9) – (10)

¿Por qué se dio esta calificación?  __________________________________________________________________

¿Qué beneficios obtendría al subir su calificación?  __________________________________________________________________

¿Qué acción específica puede poner en práctica para probar los beneficios de este Principio?
__________________________________________________________________

Chequeo de la lectura diaria del principio:

L : (  )  M: (  ) M: (  ) J : (  )  V: (  )  S: (  )  D: (  )
Ponga un √  cuando lea y una X cuando no lo haga

Equilibra tus necesidades con tu riqueza y no serás pobre ni rico,
Sino,  simplemente próspero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *